La Opinión de Cuenca

Magazine semanal de análisis y opinión

Esperando su San Martín

Cultura


Hace unos días se abría, oficialmente, la tradicional época de la matanza. Numerosos son los pueblos en nuestra provincia que rinden homenaje a esta costumbre, aunque la recrean con los cambios y adaptaciones propias de nuestra época y las limitaciones impuestas en estos tiempos a las antiguas usanzas. La pandemia provocaba que el pasado año y al inicio de este 2021 las reuniones familiares se redujeran o suspendieran y que el ambiente festivo de la celebración bajara su tono de manera considerable. 

Los meses que nos quedan de 2021 y durante enero del próximo, si las condiciones sanitarias lo permiten, localidades como Víllora volverán a recuperar una tradición que ha servido, como cuenta su alcalde, José Ramón Ubiedo, “como un reclamo a la participación en una actividad de toda la vida y para que en nuestro pueblo se congreguen entre 250 y 300 personas a pasar el día y disfrutar de una buena comida”.

El primer edil defiende que, en los municipios pequeños como el suyo, hay que recurrir a la inventiva y a la imaginación para mantenerlos los más vivos posibles y que quienes viven o estudian fuera encuentren la excusa perfecta para pasar un día o más en su pueblo. 

El tercer fin de semana del próximo enero, Víllora celebrará su V Fiesta Tradicional de la Matanza del Cerdo. A la cuarta, que tuvo lugar en enero de 2020, previa a la declaración oficial de la pandemia, nos invitaba a acudir un simpático cartel que tenía como protagonista a un feliz cerdo con sombrero de cowboy. La cita comenzaba temprano, incluyendo almuerzo, comida y elaboración de embutido y, como no podía ser de otra manera, dada la tradición y la temperatura, asados, migas, judías estofadas componían un menú al que los participantes tenían acceso por un módico precio. Por supuesto, los dulces no faltaron.

El alcalde confía en que, en 2022, “la salud, sobre todo, nos acompañe, y por supuesto que mejoren las circunstancias sanitarias y económicas, que falta nos hace a todos”. Para comenzar a lograr este fin, no hay mejor manera que cargar las pilas y llenar el estómago en la Serranía Baja conquense con una excelente comida. A cada cerdo le acaba llegando su San Martín y en Víllora ya preparan la fecha en la que honrarán las sabrosas carnes del animal. Aunque todavía habrá que esperar unas semanas…

Texto: AGA

Foto: Imagen de la última edición de la matanza en Víllora


Cuenca, en los difíciles años 20 del siglo XVI, tras la Guerra de las Comunidades (VIII)

Cuenca, en los difíciles años 20 del siglo XVI, tras la Guerra de las Comunidades (VIII)

-Otrosí decimos que a la ciudad y tierra le están ocupados muchos términos y pastos, entre los cuales son: el marqués de Moya [...]

Al compás del chacachá, del chacachá del tren

Al compás del chacachá, del chacachá del tren

Si ha leído usted el título de mi columna, no hace falta que le pida que ponga la canción a la que hago referencia, porque ya la [...]

Nos han copiado, San Nicolás era de Almonacid

Nos han copiado, San Nicolás era de Almonacid

En un lugar de la baja Austria de cuyo nombre si puedo y quiero acordarme, corría el mes de diciembre del año 2004, cuando una pareja daba [...]

Ahora, y además, sin oficina bancaria en los pueblos

Ahora, y además, sin oficina bancaria en los pueblos

A mediados del siglo pasado, cuando el ahorro era sinónimo de previsión y garantía de afrontar el futuro, tanto para planes positivos [...]

El Crimen de Cuenca o cómo matar un tren

El Crimen de Cuenca o cómo matar un tren

Hace ya muchos años que unos hechos luctuosos pusieron, tristemente, a nuestra provincia en el candelero a nivel nacional. Entonces ellos hicieron [...]

Cuenca y Villar del Humo: Patrimonio de la Humanidad

Cuenca y Villar del Humo: Patrimonio de la Humanidad

La respuesta internacional más grande de la historia ocurrió hace más de 60 años cuando la Unesco hizo un  llamamiento [...]

Quienes somos:

  • Dirección y coordinación Alicia García Alhambra
  • Redes Sociales y Contenido Audiovisual: José Manuel Salas
  • Colaboradores: Pepe Monreal, Jesús Neira, Enrique Escandón, Martín Muelas, Fernando J. Cabañas, Cayetano Solana, Manuel Amores, Fabián Beltrán, Antonio Gómez, Julián Recuenco, María Lago, Carmen María Dimas, Amparo Ruiz Luján, Alejandro Pernías Ábalos, Javier López Salmerón, Cristina Guijarro, Ángel Huélamo, Javier Rupérez Rubio, Silvia Valmaña, María Jesús Cañamares, Juan Carlos Álvarez, Grisele Parera, José María Rodríguez, Miguel Antonio Olivares, Vicente Pérez Hontecillas.
  • Consejo editorial: Francisco Javier Pulido, Carlota Méndez, José Manuel Salas, Daniel Pérez Osma, Paloma García, Justo Carrasco, Francisco Javier Doménech, José Luis Muñoz, José Fernando Peñalver.

Síguenos: